About

Dicen que viajar es la única cosa que compras y te hace más rico. Viajar es descubrir cómo suenan tus latidos en un país diferente, es saborear los colores de cada nuevo atardecer, es olvidar el miedo a lo desconocido y abrir tu alma a nuevas experiencias que te pueden cambiar la vida. Viajar es descubrir el abanico de posibilidades que ofrece el mundo y saber que despertarás siendo una persona diferente a la que eras el día anterior.

 

Viajar es inundarse de la cultura viva y de la que está oculta tras siglos, esperando a ser descubierta por ti o por cualquier valiente que se arriesgue a mirar no solo con los ojos, sino con la curiosidad de un niño. Viajar es disfrutar, es dejar atrás inseguridades y problemas.

Es saber que sólo hay una dirección y una meta: vivir.

No puedo especificar en qué momento descubrí mi pasión por descubrir el mundo, pero sí que sé cuando cambió mi concepción sobre lo que un viaje puede llegar a cambiarte. Hace ya unos años me recomendaron una película que me marcó: Diarios de motocicleta, que muestra cómo viajando puedes descubrir un mundo desconocido y conocerte mejor a ti mismo.

Poco después decidí crear este blog, retratando así tanto los paisajes como la gastronomía, experiencias y el patrimonio cultural de los sitios que voy descubriendo para acercarlas a aquellos que dediquen algunos minutos en leerlas y para que sirvan de consejo o inspiración a los que se animen a seguir mis pasos y ver las maravillas que hay en el mundo.

Siempre he sido amante del arte y la cultura (ahora también de la gastronomía), además de una escritora empedernida. Con este proyecto uno todas mis pasiones: el viaje, la historia del arte y el periodismo (que me han acompañado como carreras para formarme en mi futuro profesional) para redactar una especie de diario con todas las vivencias de mis viajes.

Gracias por compartir este pedacito de mi alma conmigo y por acompañarme en mis aventuras, porque en cada una de ellas se presentan cientos de sensaciones.

 

 

 

Anuncios